SUPE QUE ERA AMOR CUANDO PUDE ENSEÑARLE MIS "ENAGUAS"

vulnerabilidad

¿Cómo saber que amas a alguien de verdad? ¿Qué tiene que pasar para que decidas quedarte con esa relación?

 

DE VULNERABILIDAD Y AMOR VERDADERO

 

Tras leer un estudio con niños de entre 4 y 6 años en el que comentaban lo que era el amor para ellos, he llegado a una conclusión: que sabes que amas a una persona cuando eres capaz de enseñarle tus enaguas y saber que las está mirando.

 

¡Qué antigua que eres, Rosa, hablando de enaguas!

 

Estoy siendo metafórica, porque para mí las enaguas representan las vulnerabilidades. 

 

Cuando puedes mostrarle tus vulnerabilidades más íntimas a una persona de una forma natural, es muy probable que se trate de AMOR verdadero.

 

Visualiza un momento en el que te enamoraste de una persona que fue muy importante para ti. ¿Qué sucedió para que esa persona encajara tan bien contigo? ¿Cuándo te diste cuenta de que se trataba de algo más allá de la atracción física y te abriste a esa persona por completo?

 

EXPONER LA VULNERABILIDAD

 

Cuando conocemos a alguien, sentimos un intenso pudor ante la sóla idea de que conozca los rincones más recónditos de nuestra trastienda, donde hemos colocado todo aquello de lo que más nos avergonzamos: nuestras vulnerabilidades,

 

Mostrar esa parte de ti sin pudor exige alcanzar un nivel de compromiso muy alto con esa persona. Algo único.

 

Es ahí donde se marcan las diferencias que importan. Cuando, una vez que conocemos esa parte que nadie más ve de esa persona, decidimos seguir estando a su lado. Y no por miedo a estar solos, sino porque lo aceptamos y lo queremos.

 

NADIE ES PERFECTO

 

Enseñar las enaguas es ser capaz de decirle a tu pareja que no has conseguido disfrutar de un encuentro erótico porque tu cabeza estaba en otro sitio. Con naturalidad.

 

Enseñar las enaguas es aceptar al otro tal y como es, sin tratar de cambiarlo ni de “mejorarlo”. 

 

Enseñar las enaguas es algo que nos suele aterrar sólo de pensarlo. Porque es ofrecer nuestra vulnerabilidad a otra persona. Cuando decides exponerte de esa manera sólo puede significar que AMAS a esa persona. No cabe otra posibilidad.

 

Las palabras se las lleva el viento; los regalos son efímeros; pero aceptar tus enaguas es otra historia.

 

Nadie es perfecto. Yo tampoco. De hecho, me considero una MEDEC (mortal excepcional con derecho a cagarla). Si no sabes lo que es, te recomiendo que escuches el episodio del podcast INVIVEN donde lo cuento. Te dejo el enlace: INVIVEN 098. ¿Héroe o MEDEC?

 

No quiero ser perfecta. Quiero que me aceptes y me quieras como soy, con mis enaguas y mi parte de vulnerabilidad.

 

ESPACIO INVIVEN
ESPACIO INVIVEN
Un espacio donde crecer en tu desarrollo personal, profesional y de pareja.
Un espacio donde dejar de lado tus creencias limitantes.

Muchas gracias por estar ahí, por acompañarme, por dar al “me gusta”, suscribirte al canal, por compartirlo con todas aquellas personas que pueda serles de utilidad y por recomendar nuestras formaciones. Estás ayudando a la democratización del saber en Sexología.

Ya sabes que puedes encontrarme en rosamontana.com y en el correo rosa@rosamontana.com.

Allí podrás consultar mis servicios como sexóloga y en Terapia de Pareja, así como muchas más oportunidades para mejorar tu relación de pareja.

También estoy en inviven.com, mi nuevo proyecto de desarrollo personal para cambiar el mundo a través de la formación de instructores de vivencias en positivo.

 

Y no te olvides de pasarte por la Academia Rosa Montaña: un portal de formación online en el que encontrarás lo que necesitas para seguir evolucionando hasta tu mejor versión en el ámbito del desarrollo personal y de pareja. Regístrate y aprovecha las ofertas limitadas que encontrarás.

Hasta pronto.

Si te ha gustado, comparte ;-)

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on email

Esto también te puede interesar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

“En pareja hay que invertir una hora al día, una tarde a la semana y un fin de semana al mes para seguir creciendo y no separarse"

- Rosa Montaña

Recibe GRATIS mi Ebook

10 Claves Para No Tener Celos